Si la escuela es el principal centro de aprendizaje de la vida, el barrio es el espacio no formal de aplicación, por lo que se hace imprescindible actuar en él.

Nuestro enfoque está basado en la importancia del diálogo intergeneracional y la necesidad de reapropiarse de los espacios públicos por parte de las vecinas. Con ello se persigue favorecer el desarrollo de valores de colaboración y cooperación entre el tejido social del barrio, así como la toma de conciencia de las necesidades colectivas y la responsabilidad política de defenderlas y satisfacerlas.

Desde 2014 estamos implicadas en los distritos de Arganzuela, Villaverde y Leganés participando en las redes vecinales y promoviendo actuaciones de teatro-foro con diferentes agentes sociales del barrio, entre ellos con la organización Educación Cultura y Solidaridad (ECyS) de Villaverde (San Cristóbal) o la Red Arganzuela.

 

En nuestro trabajo con menores del I.E.S San Cristóbal a través de ECyS, ayudamos, desde el orgullo y la pertenencia al barrio, a romper con los mitos y estereotipos de los barrios periféricos y señalados como éste; a valorar como una riqueza la diversidad de culturas, etnias y valores que se encuentran y a generar espacios de encuentro y diálogo libres de prejuicios.

 

Tomamos parte en numerosas iniciativas comunitarias como Desmontando Tópicos, Arganzuela Fest, Feria del Mercado Social de Madrid, Festival Con-Vivencias, etc. En todos estos espacios participamos activamente aportando la reflexión sobre múltiples temáticas (racismo, salud mental, xenofobia, desigualdad, economía social, migraciones, etc.) a través de espectáculos de teatro y sensibilización.